Nuestros títulos » Zar & Zarina Rusia

¡Convertirse en zar o zarina de Marinovka!

Las designaciones de zar o zarina hacen referencia a títulos nobiliarios rusos. En Rusia, el zar representa una persona poderosa que gobierna sobre un determinado territorio. El título de zar nunca aparece solo. Usted puede adquirir el título de “zar” o “zarina” de Marinovka por compra. Gracias a nuestro socio de la región de Baskortostán en el suroeste de Rusia, es posible adquirir este título nobiliario, que va asociado a una copropiedad de su dominio. Se trata de una pequeña parcela de bosque con claro en Marinovka. Previa cita, puede visitar y utilizar el bosque con el pequeño claro. Mediante la adquisición de este título nobiliario, por tanto, ya puede contar al mismo tiempo con un atractivo destino para sus próximas vacaciones: su propia finca en la región rusa de Baskortostán. Como zar y zarina de Marinovka sus hijos serán “príncipe” y “princesa”.


Gire un poco a la izquierda. Siguiendo esta carretera encontrará después de 20 kilómetros la localidad de Nordovka. Aquí tendrá que girar a la izquierda hasta alcanzar la pequeña localidad de Allaguvat. Al final del pueblo se encuentra el bosque que los lugareños llaman Marinovka. Aquí es donde se encuentra su nueva finca en Rusia. La mejor manera de encontrar la ubicación es cambiando a “mapa” o “satélite”. Las coordenadas geográficas exactas son 53°13’00.1″N 55°31’44.9″E (puede buscarlas en Google Maps) Desafortunadamente no existe ninguna Street View de Allaguvat.


El título del zar se remonta a una larga historia. Los gobernantes rusos han sido considerados zares desde la Edad Media. El primer monarca que usó el título de “Zar” fue Vladimir, el Gran Duque de Kiev. Sin embargo, al principio, el uso del título no se realizaba de forma oficial. No fue hasta la Edad Media, cuando el título se convirtió en una designación oficial. El conocido, notorio y temido Iván el Terrible fue el primer zar oficialmente coronado en la gran Rusia. Aunque con el tiempo se añadieron otros títulos como “Emperador”, se mantuvo el nombre “Zar”. En Rusia existen zares o zarinas y sus descendientes hasta el día de hoy. Ahora usted también puede adquirir el título y la propiedad de un dominio ruso.

La función de los zares

Política y religión – es en estas dos áreas de la vida, donde los zares jugaron un papel relevante. Después de la destrucción de Constantinopla, los partidarios y protectores de la Iglesia Ortodoxa eran escasos. La misión principal de los zares rusos consistía en la protección de la Iglesia Ortodoxa Rusa. El vínculo estrecho entre Iglesia Ortodoxa y los zares rusos prevalece hasta el día de hoy.

La coronación de los gloriosos zares en Rusia

Antiguamente, la coronación de los zares siempre representaba un procedimiento costoso, elaborado y apreciado. Numerosos nobles y gentilhombres de todo el Imperio Ruso se desplazaban para coronar al Zar. El amplio poder de un zar también se veía reflejado en el proceso de coronación. Al zar se le permitía colocarse la corona a él mismo, ya que nadie era equiparable a él. La ceremonia venía acompañada de oraciones y cantos que proporcionaban un ambiente único. La entrega del cetro, la corona y el orbe representaba el poder del zar. Las diversas insignias designaban la posición de los zares en Rusia. Después de la coronación del zar y la zarina, se ofrecía una suntuosa cena.

La corona del zar ruso era uno de los símbolos de poder más valiosos del mundo ya desde antaño. En 1920 se estimaba que la corona, con sus más de 5000 piedras preciosas, valía más de 50 millones de dólares. Ocho, es el reducido número de zares que han tenido el privilegio de portar esta corona. Si bien usted nunca va a contar con este privilegio, a partir de ahora puede presentarse como un zar o zarina. La adquisición del título nobiliario con dominio en Rusia lo hace posible.

Las diferentes dinastías gobernantes de Rusia

En retrospectiva, Rusia y el Imperio Ruso cuentan con una larga y azarosa historia. Huelga decir que existen numerosas e importantes dinastías gobernantes que han conformado las destrezas de este país euroasiático. Los Romanov son una de las dinastías gobernantes más famosas de Rusia. El zar Pedro el Grande fue sólo uno de los muchos gobernantes rusos procedentes de esta línea. Por primera vez en el siglo XVII, los Romanov tuvieron el honor de ser los gobernantes del Imperio Ruso con Miguel I de Rusia.

¿Quién no los conoce? Catalina la Grande marcó la historia de Rusia como ninguna otra mujer. La princesa alemana se casó con el zar ruso Pedro III. Después de un cambio de nombre y la conversión a la Iglesia Ortodoxa Rusa, Catalina la Grande privó a su propio marido de su poder en un golpe de estado. Los fieles de Catalina la Grande mataron a su marido. Desde ese momento, Catalina la Grande se convirtió en la emperatriz y gobernó el Imperio Ruso. Catalina sigue siendo conocida a día de hoy por sus inversiones en educación, ciencia y las numerosas reformas realizadas, contribuyendo de forma significativa al ascenso del Imperio Ruso. Cuenta la leyenda que la zarina rusa, Catalina la Grande, tuvo numerosos amantes y aventuras.

El año 1917 marcó el fin del régimen zarista ruso. El último zar de Rusia fue Nicolás II. Durante la Revolución Rusa, en 1917, el último monarca se vio obligado a abdicar. Después de la formación del parlamento ruso, la Duma, toda la familia del zar fue ejecutada. Un sangriento y cruel final para el gobierno de los zares rusos y su monarquía.

¡Conviértase en zar y zarina rusa mediante la adquisición de un título nobiliario!

Los títulos nobiliarios rusos se otorgan junto con una porción de propiedad de tierra. Dado que mediante la adquisición de un título nobiliario con nosotros también adquiere una parte copropiedad de tierra, a partir de ahora podrá ostentar el título. Comparezca ante el mundo como un zar ruso o una zarina e impresione a su entorno. Esto es posible gracias al blasón, al certificado de nombramiento y al título.