Ostentar un título » Su propio escudo

¿Un título nobiliario? ¡Su propio escudo individual!

El que piensa en nobleza también piensa en un escudo familiar. Al adquirir un título nobiliario con nosotros, obtendrá su propio escudo. Hemos concebido un escudo familiar único de su familia noble y relativo a su título nobiliario. A partir de ahora, no sólo será noble por primera vez en su vida, sino que probablemente será también la primera vez que cuenta con un escudo familiar propio.

El escudo familiar describe en el lenguaje común, un escudo que ostentan las personas y las familias. Según el derecho consuetudinario, los escudos familiares sólo se conceden a los nuevos nacidos de una familia. Un escudo familiar muestra la unión de una familia. Después de su nacimiento, tanto a los descendientes masculinos como a los femeninos se les entrega los escudos. En tanto los hijos llevan el nombre de la familia, también les pertenece el escudo familiar. Si se escoge un nombre distinto mediante matrimonio, finaliza la validez del escudo familiar. En derecho consuetudinario protege al derecho heráldico en general y, en especial, los escudos familiares. Esto es de aplicación debido a la proximidad del derecho constitucional de la protección al nombre.

Sin embargo, no todos los escudos gozan del efecto protector de la ley. Bajo la tutela de la ley sólo se encuentran los escudos familiares que cumplen con determinados requisitos. Por un lado, se requiere de una fuerza distintiva, de la que resulta una adecuación para su identificación. Un escudo familiar debe ser asociado claramente con una familia. La amplia protección jurídico-privada abarca tanto blasones de personas jurídicas como escudos familiares de personas naturales. Mientras que para las personas privadas es de aplicación el derecho heráldico consuetudinario, para las empresas es competente el derecho de marcas.

El diseño artístico del escudo entra dentro del derecho de autor. Un blasón tiene la forma de un escudo, basado en un escudo de la Edad Media que servía de protección a las personas. De ahí resulta el significado y la importancia del escudo familiar, como protección simbólica de todo el mal. Algunos escudos familiares acreditan la elevación a la nobleza. Esta es la costumbre, de que en principio todo noble en el transcurso de su ennoblecimiento dispone de su propio escudo familiar. Mientras que antiguamente los escudos de armas eran a menudo muy elaborados, provistos de numerosos elementos ornamentales, los escudos familiares de la edad moderna tienden a ser más libres y sencillos en su forma. Así que ya se le puede despertar la curiosidad para averiguar qué escudo familiar le espera, si opta por comprar un título nobiliario.

La historia de los escudos

Los blasones provienen de la Edad Media. Originalmente, el escudo de armas era una insignia en un escudo. Cuando los caballeros y los nobles partían a la guerra, todos podían ver y reconocer a qué familia pertenecían. Los escudos de armas clásicos fueron creados durante las cruzadas en el siglo XII. Debido al gran peso de la armadura y de su forma, para los grandes ejércitos era difícil distinguir quién era amigo y quién enemigo. Mientras el noble mantenía la espada con el escudo de armas en la mano, se le podía reconocer sin problema. No obstante, los blasones de los linajes, las familias y toda una nación no sólo aparecían en el escudo. El casco también lucía el símbolo.

En el transcurso de las décadas y los siglos, los blasones junto con su significado siguieron evolucionando. El desarrollo y la práctica de los torneos hizo que la heráldica ganara cada vez más en importancia. Los amantes de la heráldica se ocupaban de identificar los emblemas heráldicos, de diferente color y ricos en símbolos, y de crear nuevos escudos.

Un escudo individual junto con el título nobiliario

Si está interesado en un título nobiliario, obtendrá también un escudo familiar. El escudo le pertenecerá únicamente a usted. La personalización tiene lugar con símbolos especiales. Si, además del título nobiliario, también cuenta con un escudo, la primera impresión estará garantizada: comparecerá de forma convincente en calidad de noble. Con todos los títulos adjuntamos un archivo vectorial. Disponemos también del archivo vectorial en formato CDR, que, a petición, le podremos facilitar. En caso de que deseara realizar modificaciones en su nuevo escudo, esto no será ningún problema para su diseñador gráfico.

Comunique sus deseos y mande diseñar su propio escudo familiar según su gusto personal.

Naturalmente también puede acudir a nosotros. Estaremos encantados de ayudarle. Porque desde 1999 no sólo hemos vendido innumerables títulos nobiliarios, también hemos creado numerosos escudos de armas y hemos realizado cambios individuales. Si desea cambiar los colores, símbolos o animales, esto se puede realizar sin ningún problema.

En colaboración con nuestro diseñador gráfico independiente, ningún deseo quedará sin cumplir. Mientras que las modificaciones en el color ya son posible en el momento del encargo, si desea cambios más complejos estos irán asociados a costes adicionales. Nosotros le presentaremos una oferta sin ningún compromiso de nuestro diseñador gráfico y usted tendrá la libertad de decidir si desea modificar su escudo. Los datos de contacto del diseñador gráfico siempre están disponibles automáticamente en el encargo del título nobiliario y el escudo de armas.